Gin tonic con frutos rojos

Los frutos rojos o también conocidos como frutas del bosque (debido a que la mayoría son silvestres) son un conjunto de frutas que se caracterizan por su color rojo y por sus propiedades saludables. La mayoría de estos frutos son bayas. Dentro del grupo de las frutas del bosque podemos incluir los arándanos, frambuesas, moras, fresas, grosellas y endrinas. Estos botánicos, gracias a su intenso color, son capaces de decorar perfectamente un Gin Tonic. A continuación te comentamos cómo utilizarlos y con qué otros elementos combinarlos.

Gin tonic con frutos rojos

Preparación y presentación de un Gin Tonic con frutos rojos

Para preparar un Gin Tonic con frutos rojos tienes varias opciones, ya que puedes utilizar los frutos frescos, congelados o liofilizados. La liofilización es un proceso que permite extraer toda la humedad de un alimento, en este caso, las frutas del bosque, pero preservando al máximo su sabor y aroma.

Sigue leyendo y te explicamos qué hacer con los diferentes frutos rojos.

Para preparar un Gin Tonic con arándanos puedes utilizar arándanos frescos o deshidratados. Si utilizas estos frutos frescos, échalos enteros. Nunca los aplastes, ya que si lo haces, tu copa se teñirá de un color verdaderamente escandaloso.

Para preparar un Gin Tonic con frambuesa utiliza 3 o 4 frambuesas enteras, ya sean frescas, congeladas o liofilizadas.

Para preparar un Gin Tonic con fresas tienes varias opciones:

  • Puedes cortar una fresa fresca en rebanadas o poner una fresa partida por la mitad.
  • Puedes echar unos cuantos trozos de fresas liofilizadas.
  • Puedes cortar las fresas en rodajas finas y ligeramente machacadas y dejarlas macerar con la ginebra durante unas horas. El tiempo depende básicamente de la cantidad de sabor que queramos dar al Gin Tonic.
  • Si quieres un Gin Tonic con fresas pero no te gusta el sabor dulzón, puedes añadir a tu copa unas cuantas gotas de Campari, que es un aperitivo italiano conocido por su amargo sabor.
  • Si quieres teñir tu Gin Tonic de rosa y te encantan los sabor dulces, puedes añadir a tu copa jarabe o sirope de fresa al gusto y decorarla con una fresa entera.

Para preparar un Gin Tonic con grosellas tienes varias opciones:

  • Coloca un ramillete de 10-12 grosellas apoyado en la boca de la copa una vez el Gin Tonic esté finalizado.
  • Echa unas 6-8 grosellas sueltas en tu copa.

Para preparar un Gin Tonic con moras tienes varias opciones:

  • Puedes dejar macerar 3 o 4 moras ligeramente chafadas con la ginebra. Colar el líquido resultante y servir tu cóctel decorándolo con un par de moras.
  • También puedes preparar tu Gin Tonic de forma normal y en el momento de añadir los botánicos, exprimir 3 o 4 moras ligeramente encima de la copa y dejarlas caer dentro.
  • Puedes triturar ligeramente 3 o 4 moras y añadirlas a tu copa después de haberla enfriado. Permite que la ginebra infusione con las moras machacadas antes de echar la tónica.
Gin tonic perfecto con frutos rojos

Ginebras para combinar con frutos rojos en un Gin Tonic

Si quieres preparar un Gin Tonic perfecto te sugerimos que añadas frutos rojos a las siguientes ginebras:

Tónicas para combinar con frutos rojos en un Gin Tonic

Si quieres preparar un Gin Tonic perfecto te sugerimos que añadas frutos rojos a las siguientes tónicas:

Otros bótanicos para combinar con frutos rojos en un Gin Tonic

Si quieres preparar un Gin Tonic perfecto te sugerimos que añadas los siguientes botánicos a tu Gin Tonic con frutos rojos: